5

Sep

Tu decisión

Artículo publicado por Merlina Meiler

Por encontrarte en una encrucijada o con dudas con respecto a un tema en particular, no ves claramente cuál es el camino a seguir.

Es probable que ni siquiera sepas por dónde comenzar o si lo que se está produciendo tiene alguna solución.

Pero cuanto más tiempo pases en este estado de indefinición, mayor incertidumbre te rodeará, porque una situación así es agotadora, drena la energía, hace que la mente dé vueltas y vueltas sin rumbo fijo…

Pero hay algo que puede transformar toda la situación y permitirte accionar. Para que el panorama se vuelva nítido, obtengas resultados y salgas de ese lugar de letargo o de falta de certezas en el que te encuentras.

Es muy simple. Lo que precisas es una sola cosa: tu decisión.

Decídete:

A que se produzca un cambio favorable.

A tomar las riendas de lo que está sucediendo.

A salir de la situación que te agobia y empezar a ver modificaciones esenciales en todo el panorama.

En definitiva: a actuar. Que las circunstancias no te pasen por encima. Que la mayoría de las cosas no estén libradas al azar. Que los demás no sean quienes tienen el control o resuelven por ti; más bien, desde este momento tú serás quien establece cuáles serán los pasos a seguir, qué aceptarás, qué rechazarás, cuándo, dónde, cómo.

Es tan simple como suena. Tomas la decisión y enseguida tu alrededor comienza a modificarse, ya que una renovación ha comenzado a tener lugar dentro de ti.

Es claro que ni tú ni nadie tienen la posibilidad de controlar todas las variables que se presentan. Pero tomar la decisión de que ha llegado el momento de ponerse en movimiento es un paso muy saludable hacia las definiciones y, en definitiva, hacia tu bienestar.

Lectura relacionada: Dudas cruciales





  Deja tu comentario


1 comentario en “Tu decisión”

  1. Luz
    septiembre 25th, 2018 a las 9:16

    Excelente, Merlina
    Llega en momento oportuno.
    Abrazo fuerte

Ingresa tu comentario: